7 señales de problemas de tiroides que pasamos por alto

Es fundamental saber identificar los síntomas de los desequilibrios de la tiroides para obtener un diagnóstico precoz y poder comenzar con un tratamiento que nos ayude a regular estas glándulas

Los problemas de tiroides no presentan señales muy claras. Estos signos te ayudarán a saber si detrás de ellos hay alguna complicación mayor que quizá estés pasando por alto. Toma nota de ello.

¿Qué son las tiroides?

La tiroides es una glándula en forma de mariposa que se encuentra ubicada en el cuello, justo arriba de la clavícula. Se trata de una glándula endocrina que produce hormonas.

Las hormonas tiroideas se encargan de controlar el ritmo de muchas actividades del cuerpo, aquí se incluirían desde la velocidad con la que se queman calorías al latido del corazón.

Todas ellas componen el metabolismo del cuerpo.

  1. Cansancio e irritabilidad

Las enfermedades que se focalizan en las tiroides pueden afectar el nivel de energía que tienes, así como a tu estado anímico.

En caso de que sufras hipotiroidismo es posible que sientas un gran cansancio y presentes pérdida de fuerza.

Además, muchas veces surgen problemas con el sueño, ansiedad e irritabilidad.

  1. Cambios en tu frecuencia cardíaca

Las tiroides influyen en prácticamente cada órgano y pueden afectar también a tu frecuencia cardíaca. Debes tener claro que las pulsaciones normales son de entre 60 y 100 por minuto.

Las personas pueden notar que su frecuencia cardíaca es más baja o que el ritmo cardíaco está acelerado notablemente de manera más sencilla de lo que se puede llegar a pensar.

Bastará con que te observes un poco en este sentido.

  1. Cambios de peso

Bebida natural para bajar de peso y eliminar las toxinas

Los cambios bruscos de peso son una de las señales por excelencia de los problemas de tiroides. Se trata de uno de los síntomas más comunes.

Y es que subir o bajar de peso en tiempos cortos puede señalar un desequilibrio de la hormona tiroidea.

  1. Piel seca y uñas quebradizas

La piel seca y la comezón puede ser una señal de problemas de tiroides.

En este sentido verás que las uñas se vuelven quebradizas y te salen rayas voluminosas.

  1. Mala regulación de la temperatura corporal

Una mala regulación de la temperatura corporal también es un síntoma de un problema de tiroides.

Las complicaciones en estas glándulas pueden afectar a la habilidad de regular la temperatura corporal.

De este modo, las personas pueden sentir frío o calor, algo que se puede plasmar a través de una sudoración excesiva y repulsión al calor.

  1. Protuberancias en el cuello

Las protuberancias en el cuello son otra de las señales visibles que te pueden hacer pensar que tienes un problema de tiroides.

Si notas que te han aparecido bultos en el cuello, acude al especialista para verificar si presentas algún desequilibrio.

  1. Dolores musculares

Los dolores musculares son otro de los síntomas del hipotiroidismo. Además, también pueden manifestarse en forma de todo tipo de dolores en el cuerpo.

Estos síntomas estarían relacionados con la hinchazón de los músculos o bultos que oprimen los nervios así que, si los observas, acude a tu médico.

 

Modos de comprobarlo

Si existen problemas de hipotiroidismo tenemos varias formas de comprobarlo, especialmente si ocurre por la tarde o por la propia noche.

En el caso de que sea por la noche, ingiere una solución de yodo al 5 % y dibuja una red de yodo en las muñecas de ambas manos.

Esto es así porque la glándula de las tiroides es un órgano par y cada componente de este par funciona de forma diferente.

Por la mañana ya tendrás que ver en qué mano se absorbió mejor el yodo, es decir, aquella en la que desapareció por completo.

En las zonas en las que se absorbió, será donde haya una mayor necesidad de yodo.

Si ves que el dibujo desapareció en toda la mano derecha, entonces debes saber que los desajustes hormonales se están dando en la parte derecha de la tiroides.

Si fue en la mano izquierda, el problema se debe buscar en la parte izquierda. Pero lo general, la patología solo existe de un solo lado.

No obstante, aunque en sí mismos estos síntomas no pueden servir solo de base para hacer un diagnóstico por tu propia cuenta, ya que pueden coincidir con síntomas de otras enfermedades, si los notaste, no los ignores.

Lo mejor que puedes hacer es consultar con tu médico y hacerte unos exámenes médicos.

Sigue viveensalud.com para disfrutar más de salud.

Este articulo fue realizado gracias a mejorconsalud.com Si deseas seguir leyendo artículos de tu interés sigue explorando el sitio.

Este sitio web no tiene el propósito de cambiar o sustituir los tratamientos o diagnósticos médico o de cualquier otro profesional médico

Loading...

Autor: Fiorella Roque Mejia

Estudiante motivada para dar respuesta a los problemas de salud nutricional y apasionada por el estudio de las ciencias de salud, nutrición y la alimentación a la sociedad. Actualmente adoro la nutrición complementaria, el estilo de vida saludable y la fitoterapia. Soy amante del cine, el café y de diferentes tipos de infusiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *